Policía: Médicos cometieron 2 errores en el manejo de huesos

0
342

Verónica Zapana S.  / La Paz

La Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de La Paz halló dos errores que los médicos cometieron en el manejo de una pieza ósea de un paciente particular que fue encontrada en el Banco de huesos del Hospital Obrero, dependiente de la Caja Nacional de Salud (CNS).

 Los dos galenos fueron aprehendidos el lunes por la noche por uso indebido de bienes. Pese a que la Policía remitió la denuncia ante la Fiscalía, los médicos fueron liberados y  la gerencia regional de La Paz salió a la defensa de los supuestos implicados.

“Ante la presentación de una  denuncia de la unidad de Transparencia de la CNS,  se realizó un operativo en el Banco de huesos y la máquina de esta institución  estaba almacenada de manera ilegal una pieza ósea”, aseguró  el jefe de la División de Corrupción Pública de la FELCC, Luis Fernando Guarachi.

Explicó que la denuncia fue presentada el martes, pero que el hecho irregular se produjo el 5 de abril, cuando el resto óseo de una persona que no es asegurada fue depositado a medianoche en el Banco de huesos del hospital.

“La muestra ósea  era de una persona particular y no de un asegurado. Esa muestra estaba almacenada en un equipo criogénico de la CNS. Luego de conocer la denuncia, la división Corrupción Pública y Escena del Crimen se dirigió para evidenciar la irregularidad y constató que la pieza estaba almacenada”, remarcó. 

Según la Policía, la primera irregularidad es que la muestra correspondía a una mujer del sexo femenino que fue operada por el doctor J.M.B. en la clínica Alemana, donde ejerce funciones de forma privada, pero el especialista también trabaja en el Hospital Obrero. “En el libro de ingresos indica que esa muestra habría ingresado el 5 de abril por una intervención realizada por el doctor B.”, añadió. 

Contó que luego se procedió a colectar indicios y se evidenció que el “entonces jefe de la Unidad, W. R. M. que actualmente es el director del hospital Materno Infantil autorizó el ingreso de esa muestra. Destacó que otro error que se evidenció es que en el libro de registros está establecido que la muestra pertenece a un paciente de 70 años, pero en la investigación se evidenció que corresponde  a una persona de 29 años. “Esa es otra de las alteraciones (la segunda). Queremos pensar que fue una alteración involuntaria, pero, todos esos detalles serán establecidos en la investigación que se hará en adelante”.

El martes, luego de la aprehensión de los galenos, el presidente del Colegio Médico de La Paz, Luis Larrea, lamentó que las autoridades de la Caja traten como delincuentes a los galenos sin conocer los procedimientos quirúrgicos. “El Hospital Obrero es el único en La Paz que tiene Banco de huesos y por eso se llevó la muestra ósea al nosocomio, para ayudar a una paciente”.

“Si bien es el único Banco de huesos en La Paz y quizá podríamos entender que se almacenó esa muestra de forma altruista para salvar una vida, pero  por qué la Caja Nacional no tiene una solicitud para que se autorice el ingreso de la muestra, eso sería lo más correcto, pero esa muestra ósea ingresó de forma irregular y eso es lo que estamos investigando”, acotó Guarachi. Sostuvo además que el caso ya fue presentado al Ministerio Público y se espera la imputación formal por el delito de uso indebido de bienes y servicios. Sin embargo, los médicos acusados fueron ayer liberados.

 El gerente de la CNS Regional La Paz, Williams de la Barra, defendió a los galenos.  “Son dos de los mejores médicos que tiene la institución”, acotó. Dijo que quiere pensar que este caso se debe a “un desconocimiento de la norma”, ya que al tratarse de un órgano vital que requiere resguardo de forma urgente decidieron usar el único Banco de huesos que existe en Bolivia”.

De La Barra sostuvo además  que quizá no hayan hecho la normal regularización del depósito del hueso dentro de la CNS con una solicitud porque desconocen el proceso de compra de servicios. “Tengo entendido que ese proceso está (hecho) porque es como una compra de servicio, pero por el desconocimiento no elaboraron los papeles correspondientes”.

Aunque detalló que hay un vacío legal para esta compra de servicios por el uso de los equipos que tiene la CNS. “No hay una norma específica para el depósito de los huesos”, dijo el gerente e indicó que se solicitará al Ministerio de Salud que realice los lineamientos básicos para dicha norma y luego se realizará la norma específica.

La muestra ósea  se guarda  en el Banco de huesos desde hace ocho meses. Por eso, se anunció una auditoría interna. “Los resultados se tendrán la siguiente semanas”.

De todas formas, la CNS  de La Paz colabora a los galenos con un equipo jurídico para que se defiendan. Dijo que ambos podrían ser procesados de forma administrativa y adelantó que  la sanción es un descuento por tres días de haber.
 

Dijeron a paciente que debe pagar

El gerente de la Caja Nacional de Salud (CNS) Regional La Paz, Williams de la Barra, informó que los médicos indicaron  a la paciente que debía pagar por el uso del Banco de huesos y ella   estaba dispuesta a hacerlo.

“(Los médicos) tienen los documentos en los cuales  dijeron a la paciente que la Caja le iba a cobrar  y la señora estaba dispuesta a pagar”, dijo  la autoridad de la CNS. Aclaró que desconoce a cuánto ascendería el cobro.

Recalcó   que  los galenos informaron a la  paciente que debía comprar servicios. “Ahí está el error”, dijo y aclaró que no le parecía raro de ese cobro que los galenos le harían a la paciente ya que ambos son “excelentes médicos, pero malos administrativos”.

De la Barra explicó que con este incidente, ahora hará un parámetro del monto que se cobra por ese servicio a nivel internacional y se establecerá un monto por este servicio. Si existiera ese tipo de venta de servicios, la paciente pagaría 4.500 bolivianos por mes. Es decir que por el resguardo de  ocho meses  en la institución, debería  36.000 bolivianos.

 

 

Fuente:paginasiete.bo

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí