Cuatro pilotes sobre el lecho del río en el lado del Porongo y otros tres en el estribo del mismo lado son algunos de los trabajos de construcción del puente paralelo al Foianini, en la zona del Urubó. La obra se ejecuta desde octubre del 2019 como parte de una ruta metropolitana; sin embargo, actualmente los trabajos están paralizados debido a las lluvias.

En el lugar se observa maquinaria desviando el cauce del río del lado de Santa Cruz de la Sierra, para dejar libre de agua el lado de Porongo y así retomar las tareas.

En la Gobernación estiman que, por esta época de lluvias, que generalmente dura hasta marzo, los trabajos serán irregulares. No obstante, no se suspenderán del todo. “Las obras están paralizadas a la espera de que el curso de agua disminuya. En esta época la empresa debe de aprovechar el tiempo que se pueda trabajar. Suponiendo que el agua disminuya unos días, se debe de retomar los trabajos”, informó el director de Infraestructura de Obras Públicas de la Gobernación, Johnny Soria.

La empresa El Ceibo, que ejecuta la obra, informó de que hay maquinaria y personal desplazado en el área de trabajo para retomar las obras cuando sea necesario.

Este puente tendrá 420 metros de longitud, 11 metros de ancho y funcionará con dos carriles de 3,15 metros, una ciclovía de 2,60 metros, además de una acera de 1,50 metros. El presupuesto para la obra es de 56.082.075.

Plazo de ejecución

Cuando se comenzó a ejecutar esta obra se anunció que serían 600 días de trabajo. No obstante, desde el inicio a la fecha ya se tuvo dos paralizaciones por razones externas. Una de ellas fue por el paro cívico de 21 días que se acató en el país a finales del 2019. La última postergación se debe a la época de lluvias. Por ambas situaciones, en la Gobernación indicaron que administrativamente se está analizando la posibilidad de ampliar el calendario de ejecución como compensación.

Licitarán accesos

La Gobernación cruceña está en proceso de preparar los términos de referencia para lanzar la licitación de los accesos de ambos lados del puente paralelo.

Soria indicó que se está esperando que el Gobierno dé vía libre para el uso del presupuesto de esta gestión. Aunque, precisó que “están garantizados los recursos para construir los accesos”.

Se prevé que estas obras se comiencen a ejecutar desde mayo de este año. Estos trabajos son totalmente independientes del centro de puente por lo que se pueden ejecutar paralelamente. Al final se tiene previsto licitar la iluminación.

Caos vehicular

Según un estudio realizado por la Gobernación en septiembre de 2018, cada día, unos 15.000 autos cruzan el puente Foianini hacia Porongo y 12.751 salen.

De acuerdo con un estudio hecho por la Alcaldía, por el cuarto anillo y la avenida San Martín, cada hora transitan más de 1.300 vehículos, convirtiendo a esta zona en una de las de mayor flujo de la ciudad.

Vanina Montemuro, representante de la plataforma Vecinos Unidos Por Porongo, remarcó que el único puente actual no es suficiente, pues se tiene dificultades a diario, pero principalmente los domingos.

“Para salir los domingos demoramos horas en cruzar el puente. A partir de las cinco de la tarde es muy difícil hacerlo. Mucho más si ocurre un accidente o si el día es muy caluroso porque hay masiva concurrencia a las piscinas”, comentó Montemuro a tiempo de indicar que en algunas ocasiones demoran más de tres horas.

Fuente:eldeber.com.bo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here