Exportación de alimentos crece en 49%, pese al contrabando

0
29

Página Siete/ La Paz

Aunque el país importa y enfrenta el contrabando de alimentos,  hasta abril se  exportó un 11% más  en volumen y 49% en valor respecto a  similar período de 2020 y la producción (alimentos) se incrementó en 1,34%, según datos del Instituto Boliviano de Comercio Exterior (IBCE).

Este año se anticipa que el país puede alcanzar un récord de producción con una expansión de más de 4%, dependiendo del clima y otros factores.

Las cifras del Instituto Nacional de Estadística (INE) y elaboradas por el IBCE  revelan que en cuatro meses de este año se exportó un valor de 594 millones de dólares en alimentos, un 49% más que en 2020 en valor y un 11% más en volumen, mientras que las importaciones llegaron a 164 millones de dólares (observar gráfica).

Las ventas de productos no tradicionales, que en un 80% son alimentos, superan a las de hidrocarburos.

Entre los alimentos que el país exporta están torta y aceite de soya, carnes, aceite de girasol, quinua, azúcar, harina de habas, leche y natas, semillas de sésamo, café, maníes, sorgo, palmitos y bananas.

Además, en el año de la pandemia 2020 sólo tres sectores crecieron: comunicaciones, servicios de la administración pública y el agropecuario. 

El gerente del IBCE, Gary Rodríguez, informó que  hasta abril la actividad económica (IGAE)  creció en 5,3% y el sector agropecuario, 1,34%. “El año pasado este sector creció en 2,14   %y hasta fin de año puede crecer más. Todo depende de la campaña de invierno;  ese 2,14% de 2020 de lejos va a ser superado y se puede crecer en más del 3% porque el clima acompañó la siembra   de soya y si hay señales y estímulos a la exportación”,  puntualizó.

Adelantó que este año es  posible que se alcance un récord en la producción y  exportación, no sólo por mejores precios, sino valor. En una situación de crisis, tras la pandemia, los sectores agrícola, pecuario, agroindustrial, forestal tienen una rápida reacción y dan resultados si tienen condiciones de inversión.

“En el mundo puede parar la minería, hidrocarburos, construcción y turismo  como el año pasado, pero la gente no puede dejar de alimentarse y alguien tiene que producir. Ese alguien es el productor agropecuario, agrícola, agroindustrial”, dijo.

Además,  si se reactiva en el mundo la construcción, el sector maderero repunta. Bolivia exporta 70 millones de dólares en madera, pero el mundo consume 130 mil millones. “Se tiene  una veta para salir de la crisis, el sector agropecuario, agroindustrial, que en un año pueden crecer en 50% si se les da condiciones que  tienen que ver con libre exportación, biotecnología, estímulos,   créditos de reactivación. Se siembra soya y se cosecha a los cuatro meses”, dijo.

Si el sector crece, también lo hace el  transporte, semillas, importadores de maquinaria, la banca y se generan empleos.

 

Fuente:paginasiete.bo

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí