Del total de recursos recaudados por la Empresa Municipal de Aseo Oruro (EMAO) durante el 2015, solo el 2,4 por ciento (%) fue aporte de comerciantes de los diferentes mercados y ferias de la ciudad, situación que a criterio del gerente de la institución, José Aranda, debe cambiar, puesto que los centros de abasto son focos de generación de basura, pero lo que pagan es mínimo en comparación a lo que se gasta en limpiar dichos espacios.

De acuerdo al informe económico del año 2015 de EMAO, en total se percibieron 10´316.223 bolivianos, de los cuales 9´864.493 provienen de lo que se recauda a través de la papeleta de luz; 129.654 de otros ingresos; 77.674 de convenios con empresas privadas y públicas y tan solo 244.402 bolivianos es lo que se obtiene de los mercados.

Mercados como el Bolívar, Kantuta, “Max Fernández”, además de ferias como la Superferia o las de temporada en la avenida 6 de Agosto, suelen dejar grandes cantidades de desechos sólidos, pero salvo por algunos sindicatos que hacen un pago menor, la mayoría de los comerciantes no cancela por el servicio de recojo de basura, siendo subvencionado este trabajo con lo que se recauda del resto de la ciudadanía.

De acuerdo al gerente de EMAO, José Aranda Peñaranda, esta situación se vive desde prácticamente la creación de la empresa en 1997, cuando el Senado Nacional normó las tasas a cobrar. Se consideró el tema de los mercados, pero a diferencia del cobro a vecinos, no existía un mecanismo coercitivo, puesto que no se podía cargar a ninguna factura de otro servicio.

“Como no tenemos un mecanismo coercitivo para hacer pagar a los comerciantes, hay muchos que seguramente nunca han pagado, hay una minoría que lo hace, pero no es suficiente; peor si hablamos de los minoristas, los vivanderos, los ambulantes, que están en las calles y no tienen ese espíritu de cooperación con la empresa; no se conciencian que ellos están generando basura, hacen lo que ven por conveniente y nosotros tenemos que limpiar por obligación a pérdida”, expresó Aranda.

La autoridad indicó que está situación debe ser cambiada y es uno de los grandes retos que tienen para el presente año. Buscarán socializar y sensibilizar en primera instancia; luego se incluirá este tema en el reglamento de manejo integral de residuos sólidos, que deberá ser aprobado por el Concejo.

fuente:http://lapatriaenlinea.com

Deja un comentario