Sala de atencin de menores que enfrentan el cncer, en el Hospital del Nio.
Foto:Archivo / Pgina Siete

Vernica Zapana S.  / La Paz 

La vida de Cristina cambi de la noche a la maana. “De las risas, juegos y cnticos que viva junto a su  nica hija pas a vivir “dolor, llanto y angustia, ya que hace un ao le detectaron leucemia.

 “Ella era una nia sper sana, pero de pronto comenz a sentirse fatigada, de mala gana, tena dolores de cabeza, le  salieron moretones y tuvo  falta de apetito, dice la mujer a quien hasta ahora le cuesta creer lo que le pasa a su hija de ocho aos.

Asegur que ante esos sntomas acudi al Hospital del Nio, donde le realizaron un sinfn de exmenes y le detectaron cncer en la sangre. “Fue difcil, no quera creerlo, pero inmediatamente comenzamos tratamiento y ahora sigue con él, cuenta.

La oncloga infantil del Hospital del Nio, Susan Sardinas, inform que  desde hace cinco aos se ha incrementado el registro de cncer en los nios. “Hace cinco aos atendamos entre  30 y 35 nios  (anualmente) y ahora tenemos entre 45  y 50 nios. Es decir, segn esos datos porcentualmente subi en    38%.

Actualmente ese nosocomio cuenta con 18  nios  internados y 42 que reciben tratamiento ambulatorio. De ellos, cinco son menores de cinco aos.

La profesional asegur que el incremento se explica por dos factores:  que los padres se estn informando ms sobre la enfermedad y porque  llevan a sus hijos a  una consulta médica  de forma temprana. “Eso facilita el tratamiento con mayor éxito y (que sea)  menos agresivo.

Sardinas explic que no existe una causa exacta del origen de esa enfermedad, pero hay muchos  factores que aumentan el riesgo de tenerla, como: la  contaminacin ambiental,   uso de qumicos conservantes y colorantes en la alimentacin,  radiacin ionizante y afecciones genéticas. 

Asegur que el cncer ms frecuente  en la poblacin infantil es   la  leucemia linfoblstica, un tipo de cncer de la sangre en el que, por causas desconocidas, se producen cantidades excesivas de linfocitos inmaduros (linfoblastos); le siguen los tumores de rin, hgado, ganglios y otros. 

La enfermedad se presenta con sangrados, fiebres inexplicables,  infecciones, dolores de cabeza, alteraciones en el desarrollo   neurolgico,  en el lenguaje, dolores de huesos inexplicables o cualquier otra enfermedad que no responda adecuadamente al tratamiento. “Si el nio no responde al tratamiento inmediatamente  hay que investigar  por qué, manifest Sardinas.

Por ello, recomend que ante cualquiera de esos sntomas debe acudirse  al centro de salud de cabecera. Si all hallan  anomalas  lo derivarn al tercer nivel.

“Mi hijo slo tena sangrados cuando corra en su clase de  educacin fsica, yo cre que era por el sol, pero se fue haciendo comn. Un da fui a recogerlo a la escuela y me dijeron que  lo llevaron al médico, porque comenz a sangrar. El médico me dijo que acuda al Hospital del Nio para que entre en observacin y luego me confirmaron, tiene cncer, dice doa  Ilsen, madre de Mateo, de 10 aos, en la puerta del rea de   oncologa del nosocomio.

Ella asegura que se siente desconsolada, porque no sabe cmo pagar el tratamiento. “Estoy sin trabajo, dice mientras agacha la mirada y llora.

La oncloga coment que  el  30% de los pacientes abandonan el tratamiento porque sus familias no tienen   recursos o   viven muy lejos y no pueden acudir al hospital. “Por eso queremos crear una casa para padres.  

 
Caminando por la Vida ayuda a  los nios que no tienen seguro 

 La Campaa Caminando por la Vida  ayuda econmicamente  a todos los nios que no tienen seguro e incluso a los que tienen, afirm la oncloga pediatra del Hospital del Nio, Susan Sardinas. 

“Caminando por la Vida  colabora a todos  los nios del hospital con  frmacos de quimioterapia desde el principio hasta el final del tratamiento, destac la profesional.

Acot que la fundacin también colabora en casos de  recada, medicamentos cambio de esquema,  las altas médicas, estudios de tomografa, radiografa, laboratorios, e incluso terapia intensiva. “Benefician al 100% de los nios exceptuando los que estn cubiertos por el SIS (Sistema Integral de Salud),   menores de cinco aos, aunque en algunos casos ellos requieren  insumos, jeringas, sueros y se les ayuda, dijo.

De acuerdo con datos de la organizacin, en cinco aos de la caminata que realiza la fundacin, se recaudaron    2.067.513,39 bolivianos y con esos recursos se curaron 35 nios y 330 recibieron tratamiento.

La sexta caminata anual de la fundacin este ao se realizar el  8 de octubre. El recorrido se   iniciar en  Las Cholas y concluir en el Club de Tenis.

Fuente: Pagina Siete

Deja un comentario