Las calles del barrio Florida Norte de Colcapirhua se convirtieron ayer en ríos y el lodo inundó una veintena de casas a causa de las intensas lluvias, la basura en las torrenteras y un puente en construcción.

Desde las 7 de la mañana, los pobladores sacaron el agua de sus casas con palas, baldes y bombas de agua.

“La lluvia ha empezado desde anoche por el desvío de un río que tenemos acá y que se ha taponeado y ha venido directamente a inundarnos a todas las OTB”, relató Carmen Rosa, dirigente de la OTB Florida Norte, ubicada a la altura del kilómetro 7,5 de la avenida Blanco Galindo.

Los vecinos expresaron que la situación se vive cada año. “Estoy muy indignada por que año tras año nos inundamos y nadie soluciona el problema, estamos totalmente desamparados”, dijo una vecina, Carmen Zamorano.

Casi tres horas después, personal de Urbanismo de la Alcaldía y l Bomberos seguía extrayendo el agua de los domicilios a través de bombas.

Por otro lado se señaló que un puente en construcción causó la obstrucción del agua.

“Se ha tenido un problema a causa de una obra que es un puente vehicular que lastimosamente seguía con puntales y ha obstruido el paso del agua, ocasionando un desborde”, informó el responsable de Emergencias de Colcapirhua, Freddy Aguilar.

La inundación llegó a 1,20 metros en las zonas más cercanas al caudal, y en la misma fábrica de Duralit, señaló el sargento de la Unidad de Bomberos, Richard Coronel.

En tanto el responsable de la Unidad de Gestión de Riesgos de la Gobernación, Óscar Soriano, dijo que se atendió con prontitud el suceso y se mantuvo el control de los caudales de agua.

Quillacollo

En Quillacollo se desplegaron cuadrillas con maquinarias y motobombas para ayudar a los vecinos de Sapenco, en la zona sur. En tanto, que la terminal volvió a anegarse por segundo año.

Nevada

La Patrulla Caminera confirmó que la nevada que cayó en la zona de la cordillera interrumpió temporalmente el pasó ayer y recomendó precaución a los conductores.

Por otro lado, se pronostican lluvias continuas hasta el jueves por las tardes y noches. Se estima una temperatura máxima de 27 grados y humedad entre 83 a 86 por ciento.

 

20 domicilios afectados. Las familias se preocuparon por el ingreso de caudales a sus domicilios a causa del desborde de un canal de riego.

 

EL CENTRO DE TRINIDAD SE INUNDA EN 12 HORAS

Al menos 12 horas seguidas de persistente lluvia dejó inundada a la ciudad de Trinidad. La lluvia empezó a caer cerca de la 1:00 del martes. En seis horas de precipitación, el arroyo San Juan, que atraviesa el centro de la ciudad, rebalsó e inundó a diferentes barrios y el centro.

“Es una lluvia extraordinaria, algo fuera de lo normal de lo que estamos acostumbrados a vivir”, dijo el jefe de la Unidad de Gestión de Riesgo de la Alcaldía de Trinidad, Arnold Barba.

Se reportó que hasta las 8 de la mañana cayeron 152,8 mililitros de agua desde la madrugada. La lluvia continuó hasta el mediodía.

Barba recordó que el pasado 11 de noviembre cayeron 140,5 mililitros por metro cuadrado y, en 2014, 157,5 mililitros, registrado como una histórica inundación. En la lluvia de ayer se estima que cayeron más de 200 mililitros.

Para hacer frente a la inundación se activaron tres estaciones de bombeo fijas de la Alcaldía, además de motobombas móviles en algunos barrios del primer anillo.

El diputado Rodrigo Guzmán denunció que en la estación de bombeo del arroyo San Juan rebalsó porque sólo una de las dos motobombas está funcionando.

“Lamentablemente, llegamos y vemos que sólo está funcionando una motobomba, es por eso que tenemos a Trinidad totalmente colapsada”, declaró.

Fuente: Los tiempos

Deja un comentario