Página Siete / agencias

El español Carlos Sainz (Peugeot), tras acariciar la
victoria en las últimas tres etapas y ser segundo, rompió el maleficio y se
adjudicó el triunfo en la séptima especial del Dakar entre Uyuni y Salta, por
delante de su compañero de equipo Sebastien Loeb, que recuperó el liderato en
la clasificación general.

El madrileño se impuso con un tiempo de 5h34m3s, con una
ventaja de 38 segundos sobre Loeb, mientras que el catarí Nasser Al Attiyah
(Mini) fue tercero, por delante del francés Stephane Peterhansel.

En motos, el francés Antoine Meo (KTM) se adjudicó la etapa
en el regreso del recorrido a territorio argentino, donde tuvo una actuación
destacada el local Kevin Benavides (Honda), que fue segundo a 2:24 minutos.

El tercer lugar le correspondió al portugués Helder
Rodríguez (Yamaha) a 4m58s, mientras que el australiano Toby Price (KTM) fue
quinto y mantiene el liderato de la clasificación general de motos.

La organización informó que la prueba se detuvo en el
kilómetro 350, a cinco de la salida del segundo tramo de especial, por la
crecida de los ríos tras una lluvia intensa en la zona de los Barrios, ubicada
en la provincia argentina de Jujuy.

Con estos resultados, Toby Price trepa al primer lugar de la
general, seguido del eslovaco Stefan Svitko (KTM) a 6m12s, mientras que Paulo
Gonçalves (Honda) cae al tercero a 7m49s del australiano.

La destacada actuación del argentino Benavides lo coloca en
la cuarta posición a 17m49s de la punta, justo en el día de su cumpleaños 27y en el paso de la caravana del Dakar por su Salta natal.

Sin embargo, durante la jornada de este sábado, Gonçalves
detuvo su marcha para ayudar al accidentado austríaco Matthias Walkner (KTM),
que sufrió la rotura del fémur.

fuente:http://www.paginasiete.bo

Deja un comentario