Beatriz Layme / La Paz

El directorio del Fondo Indígena   aprobó proyectos sin estudios de prefactibilidad  ni diseño final, según un   acta notariada de una  reunión  de esa entidad que se realizó el  17 de febrero de 2014.

El exdirector ejecutivo del liquidado Fondo Indígena  Marco Antonio Aramayo, ahora detenido preventivamente en San Pedro, el 17 de febrero  en su informe de gestión explicó al  directorio que desde 2010 a 2013  aprobaron 3.462 proyectos, de los cuales   1.882 estaban en movimiento, es decir, en trámite y bajo ajustes. También dijo que  944 proyectos tenían financiamiento y 636 fueron depurados.

“Hay 3.462 proyectos aprobados con resolución de directorio y la mayoría de estos proyectos fueron inscritos con sólo nombres durante el periodo 2010 a agosto de 2013. Muchos proyectos no se habían ajustado y seguían en nombres”, explicó Aramayo, según el acta.

La exministra de Desarrollo Rural  Nemesia Achacollo  admitió entonces -según se registra en el acta-  que se aprobaron sólo nombres de proyectos “que simplemente tienen certificaciones de aprobación que están en movimiento, algunos están en medio y otros con diseño”.

De acuerdo con el acta notariada, Aramayo señala que 285 proyectos    estaban con “cambio de nombre”, por ejemplo de “Producción sostenible de plátano, yuca, maíz y arroz” a la “Instalación de criadero de Pacú”.

 

El diputado de Unidad Demócrata  y exdirigente del Conamaq  Rafael Quispe  explicó que el Manual  de Aprobación  de Proyectos de la entidad indígena establece que cada proyecto debe  contemplar la cantidad de beneficiarios, la factibilidad, el presupuesto y otros datos técnicos.

“Aprobaron con carátulas y cartas, donde sólo estaba el nombre del proyecto. No había el estudio a diseño final, incurrieron en esta irregularidad la Confederación (Sindical) de Campesinos, las Bartolinas y los  Interculturales. La ministra (Nemesia) Achacollo aceptaba todas estas irregularidades”, denunció.

Achacollo presidió los últimos años del directorio del Fondo, ahora en proceso de liquidación.

En la misma línea, el dirigente de la CIDOB  Adolfo Chávez, crítico  al gobierno y  miembro del Fondo Indígena hasta diciembre de 2010, explicó que cada organización tenía un técnico que se encargaba de elaborar  los proyectos a diseño final, que especificaban la cantidad de beneficiarios y otros aspectos.

“Una vez diseñado el proyecto, y con la aprobación previa de los beneficiarios, se presentaba al directorio y si cumplía todos los requisitos que señalaba el manual, recién era aprobado por el directorio”, señaló Chávez.

Ambos dirigentes indicaron que los proyectos no debían superar el millón de bolivianos.  “Si era más de un millón de bolivianos, se debía tener el Estudio Integral Técnico Económico Social y Ambiental (TESA)   que es otorgado por las gobernaciones”, dijo Chávez, quien  está en  Ecuador desde diciembre, cuando una jueza ordenó su aprehensión por estar presuntamente involucrado en el caso Fondioc.

Según el acta, Aramayo, después de brindar su informe, sugirió al directorio del Fondo,  presidido por Achacollo, que por dos años se deje de aprobar proyectos para cerrar los que tienen financiamiento y  están en pleno trámite, pues ya había una deuda de 400 millones de bolivianos.     

 

De los 1.882 proyectos en movimiento, 721 eran de la Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia (CSUTCB), 391 de la Confederación de Mujeres Campesinas de Bolivia Bartolina Sisa, 299 del Consejo Nacional de Ayllus y Markas del Qullasuyu (Conamaq), 39 de la Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia (CIDOB) y 28 correspondían a la  Confederación Sindical de Comunidades Interculturales de Bolivia (CSCIOB).

Asimismo, otros  28 proyectos eran de la Asamblea del Pueblo Guaraní (APG), 12 de la Coordinadora de Pueblos Étnicos de Santa Cruz (CPESC) y 37 de la Central de Pueblos Étnicos Mojeños del Beni (CPEM-B).  

 

Detalles   del acta

Notario  El acta fue realizada por la  notario de Fe Pública N°100, Nancy Ivonné Montero, el 17 de febrero de 2014, cuando se efectuó la reunión de directorio del Fondo Indígena en  Huajchilla, de la zona Sur de la ciudad de La Paz.

Título  El acta N° 004/ 2014 lleva el título Acta de verificación de la reunión de directorio del Fondo de Desarrollo para los Pueblos Indígenas Originarios y Comunidades Campesinas (FDPPIOYCC), informe de gestión 2013 en fecha  17 de febrero de 2014”. En la reunión participó un representante del Ministerio de Economía.

“No se protegerá a nadie”

El vicepresidente Álvaro García Linera reiteró  ayer que el Gobierno “jamás protegerá a nadie” que tenga temas pendientes con la justicia y el caso Fondo Indígena está en la justicia, “está en manos de fiscales”.

“Está en la cárcel un alcalde de El Alto (Édgar Patana), el segundo  hombre del MAS (Santos Ramírez), está en la cárcel compañeros míos, dirigentes, ésta es una muestra palpable, material de que en el gobierno no se protege a nadie en temas de responsabilidad de justicia”, indicó García Linera y agregó que en gobiernos anteriores los presuntos responsables eran designados como legisladores con la finalidad de que se beneficien de la inmunidad parlamentaria y de esa forma  evitar que sean procesados.

El fin de semana, Lenny Valdivia, ministra de Transparencia y Lucha contra la Corrupción, informó que  resultado  de las investigaciones por  hechos de corrupción en la administración del Fondo Indígena  se cuenta con 80 procesos penales, 19 detenidos (12 en la cárcel y siete con detención domiciliaria) y cinco personas con  medidas cautelares.

fuente:http://www.paginasiete.bo

Deja un comentario